En el principio alguien habló y alguien escuchó… una de las partes esenciales de la comunicación es saber escuchar. Va más allá de lo que nosotros oímos con nuestros oídos. Significa escuchar con la mente.

Cuando nos comunicamos con alguien no solamente emitimos un mensaje, también recibimos una respuesta y nuevamente comunicamos ante esta respuesta; así de sencillo, y así es como de inicio lo que conocemos como el receptor y el emisor, una parte fundamental que al inicio de la carrera nos enseñaron convirtiéndose en el día a día de nuestra vida personal y profesional.

Comunicación, todo ello se realiza con palabras, gestos, pensamientos y sentimientos. Posteriormente comenzamos a trabajar los diferentes “formatos de esa expresión”, en el camino de estas palabras llegaremos a la exposición para que el espectador nos vea, esperando generar en él, la recepción de la mejor manera del mensaje

ZEMPAXÓCHITL

PUNTO DE ENCUENTRO